Los 16 mejores consejos para comenzar y cambiar hábitos

Los 16 mejores consejos para comenzar y cambiar hábitos
Adrian Belilios

Hace años tendí a tener hábitos involuntarios que hice sin pensar en ellos y no mejoraron mucho mi vida. Ahora son en su mayoría los que adopté intencionalmente porque sabía que mejorarían mi vida. Y de los que no me gustan me he librado. Puedes crear la misma mezcla en tu vida. Te dejo mis principales consejos para comenzar los hábitos que deseas y dejar los hábitos que no deseas.

1. No dejes de hacer un hábito, empieza a hacer otro.

Es más fácil hacer algo que no hacer otra cosa, especialmente si tratar de no hacer algo te hace pensar en lo que no estás haciendo. Si quieres comer menos comida chatarra, en lugar de tratar de no comer patatas fritas, come más frutas, nueces, zanahorias y otros alimentos rápidos. En lugar de intentar ver menos televisión o pasar menos tiempo en Facebook, empieza a hacer otra cosa, como unirte a un equipo o escribir un libro.

2. Diseña tu objetivo centrándote en las emociones que realmente deseas.

Si quieres empezar un hábito, piensa en las emociones que puedes y quieres crear y trabaja principalmente en ellas. Si tu hábito no crea una recompensa emocional, eventualmente dejará de hacerlo. Si creas una recompensa emocional, hacerlo te motivará a hacerlo de nuevo. Si quieres ponerte en forma y haces que tu meta simplemente sea “ir al gimnasio”, probablemente no crearás una actividad autosuficiente.

Si tienes como meta “aprender a disfrutar yendo al gimnasio”, “encontrar compañeros de entrenamiento con los que te guste pasar tiempo” o “encontrar un equipo con el que le guste jugar”, es más probable que tengas éxito. Cualquiera que sea la meta que quieras alcanzar con tu hábito deseado, piensa en la emoción que podrías obtener de él, por lo general mirando a las personas exitosas que lo logran. Si no te concentras en la emoción que viene de ella, espera perder el interés.

3. Utiliza la fuerza de voluntad como motor de arranque y las emociones como motor principal.

Los nuevos hábitos compiten con las viejas actividades por su tiempo y otros recursos. Esas viejas actividades te traen alguna recompensa, como era de esperar. Los nuevos hábitos, por el contrario, no te dan la seguridad que necesitas tener para saber si te traerán una recompensa para que tu sistema emocional no haga efecto para motivarlo. Puedes usar la fuerza de voluntad para empezar el hábito, pero la fuerza de voluntad requiere un esfuerzo mental que se agota. Si sabes qué emoción deseada creará tu hábito, usa la fuerza de voluntad para empezar el hábito lo suficiente para que tu sistema emocional sienta esa recompensa, que te motivará a seguir haciéndolo, ahora sin el esfuerzo mental que requiere la fuerza de voluntad.

4. Empieza con conciencia de la situación actual.

Si no sabes dónde estás, es difícil llegar a donde quieres ir. Si quieres ir más al gimnasio pero estás haciendo otra cosa, debes de ser consciente de que esa tarea te lo está retrasando. Si está sentado en el sofá viendo la televisión, esa actividad crea recompensa, te motivará en momentos estresantes, siempre está disponible y es fácil. Si no se tiene todo en cuenta cuando se planifican nuevos hábitos, no se superará el encanto de los viejos hábitos.

5. Usa el ambiente, las creencias y el comportamiento.

Si sólo cambias tu entorno, sólo tus creencias o sólo tu comportamiento, es probable que pierdas algunas partes de tu vida que motivan los viejos hábitos que estás tratando de cambiar, o pierdas la recompensa que podría motivar el nuevo hábito. Cuando tu entorno, creencias y comportamiento se alinean, sentirás recompensa y querrás continuar. Si no lo hacen, sentirás un conflicto emocional interno, que lo desanimará. Así que no digas que vas a ir al gimnasio, que es sólo comportamiento y ambiente. También incluye la creencia, como creer que el ejercicio te da energía, aumenta la atracción, o algo más que te motivará.

6. Fíjate en lo que estás haciendo.

Por ejemplo, si está usando la fuerza de voluntad para hacer algo que no te gusta.

Muchas personas comienzan hábitos que no les hacen felices sin darse cuenta. Se obligan a hacer ejercicio cuando no lo disfrutan o no comen carne cuando les encanta. Nada destruirá un hábito que deseas más que sentir un castigo emocional cuando lo hagas. Tampoco hay nada que te haga sentir más impotente a la hora de empezar otros hábitos, incluso los que mejorarían tu vida. Sin embargo, la gente persiste en querer hacer cosas que no les gustan.

7. Practica la disciplina todo el tiempo.

Ya sea que estés haciendo tus hábitos o no, haz cosas que desarrollen disciplina. Para mí, cosas como los entrenamientos de ironman y las duchas frías desarrollan mi capacidad para hacer algo incluso cuando no quiero hacerlo. Encuentra cosas como esas que funcionan para ti y encontrarás que mantener los hábitos es fácil. Por ejemplo, puedes deshacerte de la comida basura limitando tu alimentación.

8. Encuentra modelos de conducta.

Alguien que haga lo que tú quieres. Puedes aprender de ellos. Encuéntralos y conócelos. Aprende de sus errores. Adopta lo que te funciona – creencias, prácticas, etc.

9. Crea responsabilidad, idealmente pública.

Pocas cosas motivan de manera más efectiva que lucir mal delante de los demás. Además, hacer que otros vean tus planes y tu comportamiento ayuda a encontrar problemas.

10. Crea recompensa intrínseca al hábito, no externas.

Cuanto más cerca esté la recompensa de tu hábito, más tu sistema emocional lo motivará sin esfuerzo y menos tendrá que depender de la fuerza de voluntad. La recompensa de sentirse más fuerte ayudará a motivar a ir al gimnasio, pero no tan rápida y directamente como ver el aspecto de tu cuerpo en el espejo del gimnasio mientras está allí. Disfrutar de un deporte y trabajar en equipo puede ser aún más directo e intrínseco.

11. Comparte lo que amas.

Es una de nuestras bases y hablamos de esto largo y tendido. Cuanto más compartas lo que amas, más gente traerá más de eso a tu vida y menos interferirán. Una vez que empieces a disfrutar de un nuevo hábito, cuéntaselo a la gente para atraer a gente que te apoye y repeler a los que te desanimen. Asume la responsabilidad de crear tu comunidad.

12. Los hábitos no son lógicos No esperes que la razón te ayude.

Es bueno saber si algo de lo que quieres comer más es saludable, pero las ideas intelectuales no te motivan. Encuentra una manera de hacer que esa comida sea deliciosa si quieres comer más de ella. La emoción y la recompensa motivan. Pensar te hace pensar.

13. En el éxito, construye más porque es una habilidad o conjunto de habilidades.

Cuando sientas un hábito que quieras arraigar, empieza a construir otro hábito que quieras. Cuando dejas un hábito que no quieres, busca otro. Comenzar y dejar los hábitos utiliza habilidades y tus habilidades son agudas cuando acabas de tener éxito, al igual que tus motivaciones.

14. Si te pierdes un día, puedes perder dos, si te pierdes dos, se acabó.

Esto no debería necesitar ninguna explicación, guárdate tus palabras para ti mismo.

15. Desarrolla y utiliza trucos que funcionen.

Habla con las personas que han comenzado con éxito los hábitos que les gustan y escucharás un montón de pequeños trucos que desarrollan que a ellos les funcionan. Cuando empiezo con con un entrenamiento  no pienso en todo lo que voy a hacer. Pienso en empezar, luego cuando he hecho el primer ejercicio sigo con otro, y así con todo el ciclo de ese día. Una vez que empecé ya me motivo solo. No pienso en ir al gimnasio y el tiempo que me va a llevar, pienso en entrar por la puerta, luego ya me quedo dos horas porque me apetece una vez allí. Luego lo uno con otro hábito, la ducha de agua fría.

El último y más importante:

16. Haz. Actúa. Empieza. Intenta.

Los hábitos son fundamentalmente conductuales. Si no los inicias, nunca los continuarás, ni sentirás lo que se siente al hacerlos. Si quieres que uno se pegue, necesitas sentir una recompensa emocional.

 

1 Comentario

Pingbacks

  1. […] Los 16 mejores consejos para comenzar y cambiar hábitos. […]

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies